SITUACIÓN DE LAS EMPRESAS Y TRABAJADORES FRENTE AL COVID-19:

En Themis Abogados y Administradores Concursales han crecido las consultas de particulares y empresas relacionados con la situación económica derivada del COVID-19 y el estado de alarma.

Por ello, nos vemos en la obligación de hablar en este post sobre dos de las consecuencias que han surgido durante estos meses:

Muchos trabajadores se enfrentan a un ERTE de trabajo:

El Real Decreto-ley 18/2020 prevé la posibilidad de prorrogar la vigencia de los ERTEs por fuerza mayor hasta el 30 de junio de 2020 y regula también, entre otras, la prórroga de la exoneración de cuotas de Seguridad Social y las cláusulas de mantenimiento de empleo. La previsión de que los despidos por causas relacionadas con el COVID-19 no se consideran justificados se extiende también hasta el 30 de junio de 2020.

El ERTE se mantendrá siempre y cuando las empresas aleguen situación de fuerza mayor total derivada del COVID-19, y estuvieran realmente afectadas por dichas causas, impidiendo el reinicio de la actividad laboral, pero en ningún caso se prolongará más alla del 30 de junio de 2020.

En los casos que los ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas y/o de producción iniciados tras la entrada en vigor del RDL 18/2020, será de aplicación las medidas excepcionales de dicha norma y se tramitarán por fuerza mayor.

En Themis Abogados y Administradores Concursales representamos a los trabajadores en los procedimientos laborales derivados del cierre temporal o definitivo de las empresas. Acompañando al trabajador durante todo el procedimiento y ofreciéndole una atención personalizada por medio de profesionales especializados en derecho laboral.

Otros grandes perjudicados por el COVID-19 son las mercantiles y pequeñas empresas que han visto caer sus ingresos o, bien, han tenido que parar su producción, por lo que se han visto obligadas a adoptar medidas urgentes como ERTEs, cierres temporales o cambios de actividad productiva. Esto supone severos desajustes de plantilla y pérdida de oportunidades de negocio, así como una reducción de ingresos para sus empleados y una caída del ahorro individual. Las empresas entran en un estado de endeudamiento con proveedores, entidades bancarias y trabajadores que derivan en la quiebra total.

En este caso, la solución para muchas mercantiles es el concurso de acreedores.

En Themis Abogados y Administradores Concursales iniciamos el concurso estableciendo una primera negociación con los acreedores del concursado. Se elabora un convenio con la propuesta de pago aplazado y se presenta en sede judicial. En este convenio se establecen unas bases de pago aplazado de las deudas que permitan la continuidad de la empresa.

El efecto más importante es que permite destinar los nuevos recursos obtenidos por la empresa a la continuación de la actividad y no a satisfacer la deuda generada hasta la declaración de concurso, que deberá pagarse en la forma y tiempo pactado en el Convenio.

En Themis Abogados y Administradores Concursales contamos con profesionales especialistas en los procedimientos concursales que podrán aconsejarle su mejor opción conforme su caso concreto.

Realizamos informes de viabilidad y representamos a empresas y particulares en procedimientos concursales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.