ESDIARIO se ha hecho eco de nuestros avances con las denuncias interpuestas hacia iDental. Os dejamos con la noticia, cuyo artículo podéis leerlo en el siguiente enlace https://www.esdiario.com/221916951/Idental-se-enfrenta-en-Valencia-a-17-demandas-por-fraude-y-un-caso-hepatitis-b.html

La noticia

Beatriz Muñoz

Algunos pacientes llevan pagando el arreglo de su boca sin haber empezado el tratamiento. A casi todos les han colocado mal los implantes y una se ha contagiado incluso de Hepatitis B.

La red de odontología ‘low cost ‘de España, Idental, se prepara en Valencia y en España para afrontar una ola de demandas por parte de clientes afectados por presunto fraude y negligencias médicas de sus profesionales.

Sólo en Valencia, el despacho de abogados Themis procesa 17 demandas, de las que ya hay audiencias previas para el mes de septiembre y de las que se esperan los juicios para primeros de 2019. Todas proceden de afectados de la clínica que Idental tiene en la calle Mariano Cuber de Valencia, una clínica que lleva en funcionamiento desde el año 2014, pero en la que ya se han dado casos de pacientes que llevan pagando el arreglo de su boca desde hace tiempo sin ni siquiera haber empezado el tratamiento o que han contraído, incluso, la Hepatitis B en sus instalaciones por falta, presuntamente, de higiene y de procesos de esterilización.

Idental Valencia, como el resto de clínicas que posee repartidas por la geografía española, tiene una forma peculiar de actuar: busca personas mayores (jubilados especialmente), personas con riesgo de exclusión social  o parados de larga duración, susceptibles de un tratamiento dental, a los que ofrece descuentos en forma de “subvenciones”, de entre un 60 hasta un 80%. Eso hace que la mayoría de tratamientos, que cuestan de media unos 17.000 euros, acaben presupuestados por Idental en una media de 4.600 euros.

Los clientes, para beneficiarse de esa oferta, deben aceptar el presupuesto que se les presenta en tan solo 24 horas. La mayoría de ellos acepta los contratos “por las condiciones ventajosas que suponen, pero a partir de ese momento, comienza la petición de un préstamo por parte de Idental con empresas de crédito de consumo con las que financian a la mayoría de los paientes”, relata la abogada de Themis que lleva las demandas en Valencia.

Imagen de la publicidad que ofertaba Idental

Para ello, se le exige al cliente firmar un pliego de bases para la concesión de dicha ayuda o subvención “al que se adjuntan documentos informativos como sus créditos hipotecarios, sus ingresos anuales, los ingresos de la unidad familiar o sus contratos de trabajo”, añaden desde Themis Abogados. “Y si no tienen contrato de trabajo porque están en el paro, a veces, se les ha ha llegado a hacer uno por parte de Idental”, comentan también.

Este pliego de bases para las ayudas se gestiona a través de un comercial de la oficina que se presenta como asistente social ante el cliente “y que le ayuda en todo el proceso para gestionar sus datos a la financiera y para conseguir que acepte la financiación”, explican desde el despacho Themis. “Sorprende como, en muchas de las demandas presentadas, los contratos dentales y los de financiación con las empresas de crédito se han hecho en el mismo día”, relata la abogada que lleva la mayoría de las demandas.  El paciente se ve obligado a pagar, desde ese momento, las letras que cada mes se le pasan para costear el tratamiento porque “la financiación la concede una entidad y si no la pagan pueden verse metidos, de repente, en los más conocidos Ficheros de Morosos”, apostillan en Themis.

Pero ahí no acaba todo para ellos. Más bien empieza un calvario en el que muchos no querrían haberse metido nunca. Empiezan los problemas de una asistencia sanitaria deficiente, de personas que comienzan a pagar su tratamiento financiado y nunca les dan cita para comenzarlo; de personas que pagan su tratamiento y desisten de ir por la mala praxis y las neglicencias médicas; de gente que lleva dos años sin dientes, a la espera de unos implantes definitivos; de personas a las que los tornillos o los implantes se les acaban degradándose, rompiéndose y  cayéndoseles al poco tiempo, o, incluso, de personas a las que se les ha contagiado enfermedades que antes no padecían.

Sufrimiento innecesario y contagio de Hepatitis B

El caso de R.A., una viuda valenciana de 60 años, es uno de los más llamativos. Cuando empezó su tratamiento en la clínica Idental tenía que someterse a la extracción de toda la parte inferior de la boca, con la consiguiente colocación de implantes.

Le dijeron que el coste de la intervención ascendía a 21.000 euros, pero que le aplicarían una subvención del 77% y tan sólo tendría que abonar cerca de 4.830 euros que, además, podría financiar en cómodos plazos durante los años que ella quisiera. La paciente accedió y financió su tratamiento a tres años.

ESdiarioCV ha hablado con la afectada y nos ha relatado el sufrimiento en el que se ha convertido su arreglo dental. “Me extrajeron todas las piezas de la parte de abajo de la boca en un solo día. Entré en la clínica a las 8:00 de la mañana y salí a las 12:00 de la noche. Me cosieron todas las encías. Sufrí un desmayo y una pérdida de sangre abundante, creí que me moriría”. “No puedo comer, cualquier alimento que ingiero he de hacerlo casi triturado y estéticamente soy un adefesio”, relata R.A.

“Me limaron, además, cuatro dientes de la parte superior de la dentadura porque me dijeron que también era necesario y me colocaron una corona que se me ha caídos hasta en siete ocasiones”, explica la afectada. “Cada vez que acudía a la clínica me atendía un odontólogo diferente, el instrumental médico que utilizaban se les caía muchas veces al suelo y no lo desinfectaban ni lo reponían por otro, incluso, empezaban las intervenciones y se iban a la sala de al lado a atender a otros pacientes mientras yo esperaba más de media hora tumbada en el sillón dental”.

R.A relata que su sufrimiento fue tan grande que dejó el tratamiento y decidió denunciar su situación por la vía judicial. “Veía cosas raras entre el personal médico y sus formas de trabajar y mi boca estaba hecha un desastre. Pero como yo, veía a muchas personas más que acudían a la clínica de la calle Mariano Cuber y que estaban en la misma situación”. “Oí hablar de una plataforma de afectados en Facebook, la PLATAFORMA DE AFECTADOS IDENTAL VALENCIA, cuya administradora del grupo es Soledad Sánchez, y leyendo a la gente me animé a interponer una demanda. Preguntando, ellos me ayudaron con todo el papeleo y me asesoraron a la hora de reunir pruebas que pudiera llevar a mis abogados. Además, leí que muchos extrabajadores de la clínica recomendaban que los afectados nos hiciéramos pruebas médicas porque había personas contagiadas por Hepatitis B en otras otras ciudades españolas”, explica R.A..

Su sorpresa fue que al hacerse las pruebas el pasado año, le detectaron una Hepatitis B, “que me ha obligado a buscarme un especialista que me controle continuamente el hígado y me trate la enfermedad”.

R.A. cobra 610 euros de pensión, y a pesar de haber dejado su tratamiento en Idental, sigue pagando una letra de 116,73 euros mensuales a una financiera con la que saldará su deuda el próximo día 1 de noviembre. “Yo no podía permitirme denunciar porque mi perfil económico era bajo, estoy en una situación precaria. Además, para demandar hay que afrontar también el coste de un peritaje forense. Si no hubiera sido por mi hijo,  hoy no sé si podría haber iniciado los trámites legales. Ojalá pueda hacerse justicia conmigo y con otros afectados algún día”, dice tajante R.A..

Ejemplo de implantes de resina que se colocan a los pacientes en Valencia

El Colegio de Odontólogos de Valencia “ha dado un toque a Idental”, pero no interpone demanda

ESdiarioCV ha preguntado a Themis Abogados si el Colegio de Odontólogos de Valencia es conocedor de esta situación, ya que para ejercer como odóntologo en estas clínicas es necesario colegiarse “y los que trabajan en Idental son odontólogos colegiados con una escasa experiencia y que deberían estar supervisados”, según relatan fuentes judiciales.

Themis ha confirmado a este diario que el Colegio de Odontólogos “ha dado un toque a Idental porque también ha recibido quejas de usuarios y es conocedor de que en muchas ocasiones ha alltado en la clínica hasta licencias municipales para la correcta gestión de residuos, pero hasta ahora no ha interpuesto demanda alguna contra Idental”.